es Español

Navidad puedo contigo

Yo digo “NAVIDAD PUEDO CONTIGO”

Ya llegan las fiestas navideñas y los compromisos en forma de comilonas con familia, amigos y compañeros de trabajo, porque no nos perdemos una y mientras tanto …..nos olvidamos de los buenos hábitos a la hora de comer y lo rematamos aparcando la rutina deportiva y con todo esto nos veremos en enero con unos kilos encima que no queremos…después del 6, porque el roscón no se perdona.

 Pues….como dice el refranero:¨ Consejos vendo que para mí no tengo¨…NO, no os vamos a vender nada que no hayamos experimentado en ¨carne propia¨…y nunca mejor dicho.

Estas son las recomendaciones, sugerencias, trucos o consejos…lo que prefieras, que te ofrecemos, para no subir de peso estas navidades:

Antes de nada…

No empieces la navidad antes de tiempo, ni la alargues más de lo normal, esto es…no hay que apuntarse a TODAS, sólo si se trata de dar una vuelta en el bus turístico, o mejor todavía ruta de belenes por Madrid.

Alargar el periodo navideño significan muchos días de ingesta de alimentos que son poco, o mejor dicho, nada saludables y muy calóricos.

Procura no consumir productos navideños fuera de los días señalados y despréndete de ellos justo cuando acaben las fiestas.

El 8 de Enero, los polvorones de coco, mazapanes y peladillas hay que hacerlos desaparecer …puedes recurrir al ¨clásico¨ que es llevarlos,  a la empresa y dejarlos en la cocina común, como el que no quiere la cosa….porque si se quedan en casa, acabarán cayendo…uno tras otro…

No abandones las rutinas

Intenta no abandonar los hábitos de ejercicio y menús saludables y así los días festivos puedes hacer alguna excepción. Puedes bajar las cantidades o la intensidad, pero no abandonar totalmente los hábitos.

El descontrol nos pierde, está bien estar de vacaciones y relajarse pero las comilonas hay que ganárselas haciendo ejercicio, así tenemos más margen de maniobra…y no decae el ánimo

No te saltes ninguna comida anterior o posterior.

Mantén los hábitos de las 5 comidas y realiza una ingesta más ligera pero suficiente. Si llegas a la comida señalada, con mucho apetito, te va a costar saciarte con facilidad y por lo tanto, comerás mucho más.

OJO! El plátano y la merienda con fruta o yogur no son canjeables por los turrones o el aperitivo

Empieza a saciarte con verduras

Son las grandes olvidadas. ¡Un error! que hará que tus comidas sean más calóricas de lo normal. Inclúyelas siempre cuando elabores el menú.

La verdura en una quiche o empanada y la cebolla y el ajo del condimento…no cuentan y las frutas escarchadas tampoco… acuérdate que hay que comer al día 5 raciones de frutas y verduras al día.

No tienes por qué comer todo lo que pongan en la mesa

Nadie te va a regañar por no comértelo todo .no consumas por encima de tu apetito. Importa la cantidad y la calidad. ¡Contrólate!

Ten muy presente el agua y no sacies tu sed con alcohol

Se puede tomar una copa de vino, pero no sustituir al agua de tu mesa. Reduce la cantidad de alcohol lo máximo posible. La excusa del brindis….no cuela.

Mastica bien y controla los tiempos

¡No engullas! Come despacio y mastica bien los alimentos para darle tiempo a los mecanismos de la saciedad a que aparezcan.

¿Y el 1 de enero qué?

Si quieres mejorar tu salud, cambiar tus conductas alimentarias y mejorar tu alimentación, es el primer paso. Pero debes tener en cuenta que la solución no es la dieta eterna,el éxito pasa por aprender a comer y mejorar toda tu alimentación y actividad física, de por vida. ¡No recurras a medidas desesperadas!, ¡Nosotras te ayudamos! aquí estaremos A Dieta Contigo

Compartir
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on email
Share on skype
Share on pinterest

Categorías

Cronología

 

Últimas noticias